✔ Cómo cepillar los dientes a un bebé » Rocío Mompó
logo Utiliza tu sonrisa para cambiar el mundo. No dejes que el mundo cambie tu sonrisa.
HORARIO
Lunes 9:30 - 13:30 / 15:00 - 19:00
Martes 9:30 - 13:30 / 16:00 - 20:00
Miercoles 11:00 - 19:00 (Ininterrumpido)
Jueves 9:30 - 13:30 / 16:00 - 20:00
Viernes 9:30 - 13:30 / 15:00 - 19:00
Sabado CERRADO
Domingo CERRADO

Abierto de Lunes a Viernes. Consultar horario

+34 960 01 70 33

Reverendo Jose María Pinazo 3 bajo, Valencia

como-cepillar-dientes-bebe

Cómo cepillar los dientes a un bebé

Podrías preguntarte por qué tienes que luchar para cuidar los dientes de leche de tu bebé temporales, que al cabo de unos años serán reemplazados por otros permanentes. Sin embargo, el cuidado de los dientes de tu bebé es importante hoy en día, y no sólo porque la implementación temprana de comportamientos dentales saludables ayuda a asegurar una buena salud oral para toda la vida.

¿Quieres aprender cómo cepillar los dientes a un bebé? ¡Sigue leyendo!

El azúcar y las caries

El azúcar es uno de los principales motivos de la caries infantil. No se trata sólo de la cantidad de azúcar en los bocadillos y bebidas azucaradas, sino también de la duración y el alcance de la interacción de los dientes con el azúcar.

Los chupetines y las bebidas azucaradas son especialmente poco saludables cuando bañan los dientes en azúcar durante un largo período de tiempo. El ácido de las bebidas como los zumos de fruta también puede dañar los dientes.

Los azúcares que se encuentran de forma natural en la fruta entera y la leche son menos propensos a inducir caries, por lo que no hay necesidad de disminuir estos azúcares.

¿Cuándo se supone que debo empezar a aprender cómo cepillar los dientes a un bebé?

El cepillado comenzará tan pronto como el primer diente de tu bebé salga por las encías. Para ello, debes cepillar suavemente los primeros dientes y la parte delantera de la lengua después de las comidas y antes de acostarse.

Los dentistas infantiles utilizan cepillos de dientes humedecidos con agua y estos deben ser muy suaves y no deben tener más de tres filas de cerdas. Un dentista pediátrico o un farmacéutico te ayudará a elegir los mejores cepillos para los dedos y un buen cepillo de dientes infantil.

Tira cualquier cepillo de dientes que tenga bordes ásperos (o que tenga más de dos a cuatro meses, ya que las bacterias pueden acumularse en la boca).

¿Cúal es el proceso para cepillar los dientes a un bebé?

Antes de que tu bebé tenga dientes, debes empezar a limpiarle las encías con una franela y un poco de agua o con un cepillo de dedos y un poco de agua.

Limpia suavemente las encías y asegúrate de meterte debajo de los labios para reducir la acumulación de bacterias.

Una vez tu hijo ya empiece a tener sus primeros dientes, debes cepillarle los dientes de la siguiente forma: crea círculos ligeros en el centro, en la parte posterior y superior de todos los dientes y alrededor de la línea de las encías con un cepillo húmedo.

Para los niños menores de 3 años, se debe usar una pasta de dientes del tamaño de un grano de arroz.

Por último, haz que tu hijo incline su boca hacia abajo para que la pasta de dientes se derrame en el lavabo o en una taza. Anima a tu hijo a escupir la pasta de dientes lo antes posible.

→ Te puede interesar: Todo lo que necesitas saber sobre la anestesia dental en niños

Tratamiento de las encías del bebé

Ahora que ya sabes cómo cepillar los dientes a un bebé, puedes empezar por cuidar las encías de tu bebé. Pero no necesitarás un cepillo y pasta de dientes al principio. En su lugar, sigue los siguientes pasos:

  • Coge un poco de gasa húmeda y esponjosa.
  • Limpia suavemente las encías de tu bebé al menos dos veces al día.

Lo más importante es limpiar las encías de tu bebé después de amamantarlo o darle de comer y antes de acostarlo.

Esto ayudará a matar las bacterias para evitar que se peguen a las encías. Las bacterias dejarán una placa pegajosa que dañará los dientes de su bebé si entra.

¿Qué pasa si tu hijo no te deja cepillarle los dientes?

La mayoría de los niños no quieren limpiarse los dientes y menos de la manera correcta. A continuación, mencionamos algunos consejos que te pueden ser de gran ayuda:

  • No te preocupes si el cepillado de los dientes no sale según lo planeado. Algunos bebés no son realmente sensibles a cepillarse los dientes al principio. Lo más importante es que empieces a hacerlo como parte de su rutina.
  • Deja que se cepillen los dientes solos. Cuando los niños llegan a una edad, si se sienten observados o vigilados, protestarán y no se cepillarán los dientes, o lo harán, pero mal.
  • Crea un juego con él, o cepíllate los dientes al mismo tiempo, para que pueda imitarte. Esto puede funcionar desde una edad muy temprana.
  • Asegúrate de que no ocurre nada malo. La vigilancia es importante, un bebé y un palo de plástico en la boca sin supervisión puede acabar en un gran desastre, así que obsérvalo con atención.

¿Cuándo puedo a llevar a mi bebé al dentista?

Normalmente, desde que salen los primeros dientes es aconsejable llevar a tu hijo al dentista. Contamos con un servicio exclusivo de odontopediatría con la Dra Mari Paz Martinez que de una manera muy sencilla explorará la boca de tu peque.

También es recomendable aprovechar tu visita al dentista para llevar a tu hijo contigo. De esa manera, se acostumbran a la idea y puedes programar sus propias citas tan pronto como tienen dientes. Cuanto antes se acostumbren, más relajados se sentirán con el dentista.

Share this...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.